Novela Propia

SURD Capítulo 2 | El Reino Migurte

Soy Un Rey Demonio


Capítulo 2 | El Reino Migurte


Antes de emprender a caminar hacia la Capital del Reino Migurte, recordé que las dos chicas tenían una posición bastante alta en este Reino, así que me devolví al Continente Demoniaco.

Le digo Continente Demoniaco, pero ya hace mucho tiempo que se le dio un nombre, pero me gusta más Continente Demoniaco, así que así se queda.

Precisamente al castillo del Rey Demonio, aunque en realidad es un castillo que tiene pinta de ser un barrio de mala muerte. Un lugar donde si te asesinan al entrar, deberías de sentirte bendecido, afortunado, con mucha suerte. Soy un ser tan piadoso, ¿Verdad que sí?

Llamé a Lilia y le ordené vestir a las dos jóvenes con ropa digna de una princesa.

Mientras le ordenaba a Lilia, le acariciaba la espalda, luego de dar mi orden, pedí que me dijera el estado del castillo.

“Todos los guardias están muertos, solo 10 sirvientas sobrevivieron, los demonios que decían ser los más fuertes fueron asesinados por los humanos. Actualmente está todo muy tranquilo debido a que Su Alteza personalmente se hizo cargo de esa molestia. Todas las sirvientas se encargaron de los cadáveres de los demonios y la sangre del piso fue limpiada, ¿Quién va a cuidar el castillo ahora?”

“-Voy a solucionar ese problema en unos momentos, ten paciencia.” digo, mientras le doy un beso en la mejilla.

“Lo has hecho bien, Lilia.” digo.

Luego, Lilia un poco roja, se retira.

A pesar de decir ropas dignas de una princesa, también le ordené que les pusiera un hermoso collar con diamantes y otras piedras preciosas, después de todo son mis esclavas, tengo que darlo a conocer así.

Pasaron tal vez 1 hora y las dos señoritas estaban frente a mí, huh, realmente se ven muy hermosas, muy dignas de unas esclavas, si se portan mal, las voy a nalguear hasta que lloren, sí, hasta que lloren, no hay necesidad de ir más allá, muertas no me sirven para nada.

“-Se ven realmente muy hermosas, hasta llego a envidiar al héroe por estar tanto tiempo con ustedes dos, entonces, señoritas, ¿le harían el honor a éste de acompañarlo al Reino Migurte?”

“Jeje, gracias… Sí, su Alteza.”

Les di mi mano a cada una, ellas me tomaron las manos, las apretaron y noté que hubo un leve cambio de temperatura en sus cuerpos, ignoro sus reacciones e imagino el casteo de la magia de transferencia.

En menos de lo que tarda alguien con problemas de eyaculación precoz en acabar, estábamos en las afueras de la Capital.

Hay mucha vegetación, muchos árboles, además de que casi todo a la vista está sembrado con Trigo, observo el trigo mientras camino con dos señoritas hermosas.

Ahora que lo pienso, fueron desechadas, ¿No se sentirán mal al volver al lugar de donde las echaron? No tuve eso en mente….

Ya no importa, ellas aceptaron venir conmigo.

Volteo, miro a Roxy, su cara muestra molestia al ver los grandes muros que rodean la ciudad.

Me acerco a ella y le tomo la mano derecha, ella me mira un poco confundida.

“-¿Su alteza…?”

“-Tranquilas, nada les harán mientras esté presente.”

Camino lentamente mientras controlo la temperatura para mí y mis dos hermosas acompañantes, después de todo hace calor, no soy simpatizante del calor.

Caminamos por alrededor de 15 minutos y por fin estamos frente a la puerta.

Hay 10 guardias en la puerta de la Capital Imperial, están protegiendo una gran puerta la cual es la que deja entrar a las personas a esta sucia ciudad.

“! Alto ¡¿Quién es usted?”

“-Soy el Rey Demonio Dantalian.”

“-Q-qué e-el Rey Demonio…”

Se ven pálidos, y tienblan, hmmm, huele feo, como a mierda.

“-Te cagaste, ¿Cierto? Que cochino.”

Ciertamente, se cagó. Que valientes los hombres que protegen esta ciudad.

Ignoro a los guardias que se zurraron encima.

Sin mediar más palabras, paso, no es como si me fueran a negar la entrada de todos modos, están cagados, literal, no están en posición de algo así.

En ese momento cierran la puerta, lentamente, mientras lentamente cierran la puerta, entré con las dos señoritas que tenían cara de pocos amigos detrás de mí.

Las personas miran hacia la puerta, más precisamente a nosotros, se reúnen y hablan entre ellos.

Cosas como “Oye, ellas son… ” “Si, son ellas…” “¿Quién es él?” “¿No estaban con el héroe?”

Sin prestar mayor atención a lo que dicen, volteo, miro a las dos señoritas, les hablo.

“Quiero que me guíen al castillo, casa, cuchitril, o lo que sea donde viven el Rey y la Reina de este Reino. ”

Las dos muestran un ligero disgusto por las personas que se reúnen a hablar sobre ellas, pero no se niegan a llevarme hasta el palacio real.

Se ven muchos caballeros caminando por aquí, por allá, al parecer necesitan mucha seguridad para mantener el orden.

Se ven muchos puestos de comerciantes, tiendas, herreros, personas contentas, al parecer no les afecta que yo esté por declararles una guerra.

Al estar junto a las dos señoritas, llamo mucho la atención.

Casi a mitad de camino, 5 guardias se acercan a nosotros.

Veo que se arrodillan frente a ellas.

“Su alteza Roxy, su alteza Elinisa.”

“¿Quién eres?”

“Soy el comandante de los caballeros, su alteza.”

“Quiero que me lleves al palacio real, tengo prisa.”

“A su orden.”

En ese mismo momento, los guardias se incrementan, ahora son 15, nos rodean y así, nos dirigimos hasta el palacio real, pasamos sin preguntas ni nada.

Tendré que comunicarles que el chiste no me hizo gracia.

¿Cual chiste?  El de los 4000 soldados y un idiota que casi se hace pipí en mi presencia.

Camino hacia la sala real, donde esperan el Rey y la Reina.

Entré a la Sala Real. Están presentes del Rey y la Reina.

“-Lo siento…” -dice una de mis esclavas mientras baja su cabeza.

Hablaré un poco.

“-Saludos soy el Rey Demonio Dantalian, Rey pendejo y Reina Pedorra, los honro con mi presencia para compartir con ustedes un chiste, y dice así: Había una vez un pollito, un pollito grande, que era muy fuerte pero tenía una gran debilidad, él no se podía sentar. Un día, no escatimó en medir cuánto había caminado, sin pensar en lo cansado que estaba, caminó hasta que cayó sentado, mojado completamente por su sudor, cansado hasta no poder mover una sola pata. Él respiraba por el culo, ese día, lamentablemente, murió.”

“-…”

“-JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA, es muy bueno, nunca me canso de ese chiste, bueno, la moraleja es, ahora que yo soy el Rey Demonio, se quedan quietos y no hacen alborotos o los hago respirar por el culo, ¿Entendido? ”

“…”

“-Aquí tienen los cadáveres de sus perros, he venido personalmente a entregar sus cuerpos, deberían de agradecer por mi hermoso detalle.”

A continuación, saco los 4000 cadáveres, luego la sala real comienza a tener un olor a sangre, son 4000 cadáveres después de todo, casi se llena la sala.

“Y bien, he tomado a éstas dos señoritas como parte del pago por haber dañado un poco mi castillo. ¿Qué me darán para que no asesine a la misma cantidad de personas que mataron ustedes camino a mi castillo?”

“50 carruajes llenos de oro… y todas las esclavas del continente demoniaco que hay en la capital. ”

“Bien, además de eso, ahora me tendrán que firmar un tratado, con esto, todos los esclavos del continente demoniaco deben ser repatriadas; es decir, todas volverán a mi continente, ¿tienen algún problema con eso? ”

“No.”

Escribo en papel mágico del continente demoniaco las condiciones, entre ellas está que no pueden enviar a ningún héroe a mi continente, y que la violación a alguna de las palabras estipuladas en este documento, llevaría a la destrucción inmediata del Reino Migurte.

Les enseño el documento, lo leen, firman y todos contentos.

“Es un placer poder concretar estas negociaciones de forma exitosa.”

Termino de hablar y el documento desaparece.

“A pesar de toda la guerra que ha habido entre nosotros, podemos ser amigos, ¿No lo creen? Ya basta de tanta guerra, tantas muertes, no es como si tuviera que hacer mucho esfuerzo para desaparecer a la humanidad de este planeta, pero no creo que eso sea necesario, podemos prosperar, dejar de lado nuestras diferencias. ”

“Si su alteza Dantalian está de acuerdo con eso, nosotros estaríamos encantados. ”

Quiero vivir en paz, tal y como viví mucho antes de venir aquí, ¿Es mucho pedir?


Anterior | Indice | Siguiente

Anuncios

2 comentarios en “SURD Capítulo 2 | El Reino Migurte”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s